» Imprimir nota  
10/10/2020 -
Agropremium S.R.L. | Agronomía

Se expanden las legumbres en el país pero quedan desafíos en los mercados interno y externos


Más allá que en esta campaña golpeó de lleno la falta de lluvias, la producción de porotos, arvejas, garbanzos y lentejas se consolida con manejo.


La producción de legumbres viene creciendo en área y en producción en la Argentina de manera sostenida, más allá de algunos contrapuntos climáticos como está sucediendo este año por la falta de lluvias. Es que las oportunidades en el mundo están a la vista pero también el desafío es afianzar el consumo en el mercado interno.

Así, en este ciclo agrícola 2020/21, la superficie de legumbres superó las 600.000 hectáreas. La mayor parte se la llevan las distintas variedades de poroto, con 450.000 hectáreas. Le sigue el garbanzo y la arveja, con 70.000 hectáreas cada cultivo y cierra la lenteja, con 35.000 hectáreas.

(...) Asimismo, Roberto de Rossi, de la Facultad de Ciencias Agrarias de la Universidad Católica de Córdoba (UCC), hizo foco en el garbanzo y sobre un punto que preocupa, que es el amarillamiento de la legumbre, una problemática que desde hace 4 campaña que se viene incrementando.

Según sostuvo, se ha dicho que hay distintos factores denominados como los causales de esta problemática. Primero, se lo unía al herbicida residual, luego al fusarium, más tarde, a los pulgones y en este último tiempo lo ligan a otro agente causal como es la mosquita del garbanzo. “Siempre se ha visto desde un solo punto. Por eso la oportunidad que planteamos es que tenemos que trabajar de manera interdisciplinaria”, analizó el referente.

“Cuando vemos los patrones, tiene mucha influencia las variedades, las fechas de siembra y vemos que no podemos decir que hay un único agente causal, sino que son muchos por eso lo denominamos el complejo del amarillamiento del garbanzo”, planteó.

Según alertó, este año muchos productores decidieron secar directamente el garbanzo por la cantidad de plantas muertas por este complejo.

Qué oportunidades ofrecen los mercados

Uno de los puntos que destacó Rafaelli fue que por la pandemia del coronavirus subió el consumo interno pero de todas maneras sigue siendo muy tenue porque Argentina tiene un consumo per cápita muy inferior a la región basado en arvejas y lentejas fundamentalmente, y en menor medida, garbanzo y muy poco de poroto.

“Cada argentino consume medio kilo de legumbre por año y habrá un incremento marcado este año pero igualmente estará muy por debajo de países vecinos como Brasil que consumen más de 17 kilos de legumbre, principalmente porotos”, describió el presidente de Clera.

En este sentido, reflexionó que a partir de la pandemia están dadas las condiciones a nivel mundial para que haya un crecimiento en el consumo de legumbres por la seguridad alimentaria, la practicidad y el tiempo disponible para elaborar comidas que en la habitualidad de de trabajo se ven imposibles.

“La gente retomó hábitos perdidos y está teniendo un impacto en ciertas tendencias alimenticias como el veganismo y el vegetarianismo por lo que las legumbres ocupan un lugar fundamental”, consideró...


Tipo de nota: Nota
Medio:
Agropremium S.R.L.
Sección/Suplemento: Agronomía |
Extraida de:: Ver web

Autor / Redactor: Esteban Fuentes
Fecha de publicación: 10/10/2020
Más información:

Click aquí






» Imprimir nota
 
 

Oficina de prensa
[email protected]

Área de Comunicación Institucional
Oficina de Prensa
Sede Centro
Ob. Trejo 323 - Centro
Ciudad de Córdoba, Córdoba, Argentina
Tel: (351) 4219000 int. 204
Universidad Católica de Córdoba - www.ucc.edu.ar

Sistema de seguimiento de medios - [email protected]